Come sano en tus viajes

Algunas personas cuidan mucho su dieta, pero luego es difícil comer sano cuando estamos de viaje, pero no resulta imposible. Aquí te damos algunos consejos para comer más saludable mientras viajas.

Prepara un paquete de golosinas saludables: los alimentos ricos en energía como las almendras, ciruelas pasas, pasas de uva, orejones de duraznos, damascos, así como un mix de frutas tropicales desecadas que hoy en día se consiguen en las tiendas de cosas sueltas, rodajitas de banana, trozos de ananá, mango, papaya, coco , una variedad deliciosa .También semillas de girasol, chia, sésamo, tostadas y molidas serán una excelente colación.

Para combatir el jet Lag, o desface de horarios. Toma mucho líquido , si quieres sentirte más descansado al aterrizar, evita el alcohol y los refrescos. Toma más agua y jugos durante el viaje.

Reserva habitación con cocina. Lo mejor es que prepares tus propias comidas con productos locales comprados en la zona. Si vas a Hostels siempre tienen su cocina comunitaria que podrás hacer lo mismo,incluso cocinar en grupo. Además de ahorrar, podrás socializar con tus vecinos de cuarto. Si es un hotel procura que tenga una pequeña cocina.

Lleva algo rico y saludable para comer en el avión. Podemos preparar unas ricas ensaladas a base de hummus, como aderezo, o unos crudites de verduras, simplemente corta en bastones zanahorias, apio, morrónes amarillos, rojos, naranjas, verdes, y también un hummus y o pasta de berenjenas, o un rico mix de semillas y mostaza para aderezar. No suele haber problemas de seguridad, si lo llevas en el bolso de mano.

Googlea, investiga a través de aplicaciones sobre lugares para comer donde llegas. También es bueno hablar con gente que ya haya viajado, nos dirán secretos maravillosos que no encontraríamos ni en los mejores buscadores, como esos lugarcitos para comer barato y con buen ambiente que todos los lugares tienen, aún las grandes ciudades, algunas con mito de ser demasiado costosas.

Anímate a comer en la calle, encontrarás infinidad de alimentos más que nos permite armar unos picnics impresionantemente deliciosos dignos del mejor gourmet.

Come lo que te guste pero no te atragantes, ya que te perderás excursiones o paseos por atragantarte o comer pesado , fritos y demás.

El asunto es que disfrutes tu viaje y no que una comilona te lo eche a perder.

Con información de agencias.

Compartir