Kulubá, un nuevo atractivo arqueológico de Yucatán

0
922
Publicidad

Con el objetivo de ampliar su oferta turística, Yucatán abrirá al público la zona arqueológica maya de Kulubá.

Será en el mes de septiembre de este año, cuando se tenga acceso a dicha zona arqueológica, misma que complementará la ruta Chichén Itzá-Ek Balam con las reservas naturales de San Felipe y Río Lagartos.

El secretario de Fomento Turístico, Saúl Ancona Salazar, destacó que Kulubá formará parte del triángulo dorado del turismo arqueológico de Yucatán, que inicia por Chichén Itzá, Ek Balam y Kulubá; además de las tres ciudades más importantes de la entidad que son: Valladolid, Izamal y ahora Tizimín, que se sumará a esta importante ruta.

Ancona Salazar detalló que en breve se darán a conocer las labores de rescate que se realizarán en coordinación entre el gobierno estatal y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) y el monto de los recursos que se asignarán para dejarla en condiciones de recibir turistas.

El funcionario indicó que Kulubá llegó a convertirse en parte de una gran red de comercio y de control territorial hacia la costa norte durante la época prehispánica.

“Es un gran sitio arqueológico y su rescate sitio representa una importante oportunidad para que Yucatán pueda atraer una parte de los 10 millones de turistas que llegan al vecino estado de Quintana Roo cada año”, refirió.

Salazar Ancona resaltó que Yucatán ocupa el primer lugar con más sitios arqueológicos abiertos al público junto con el Estado de México, de ahí la importancia que tiene para el estado el turismo arqueológico.

Actualmente en Yucatán se tienen 16 ciudades mayas abiertas que son: Acanceh, Aké, Balancanché, Chacmultún, Chichén Itzá, Dzibilchaltún, Ek Balam, Kabah, Labná, Loltún, Mayapán, Sayil, Uxmal, Xlapac, Oxkintok, Izamal, Xcambó y, este año, Kulubá.

De acuerdo con datos del INAH, durante 2017 se registraron 3 millones 517 mil 959 turistas en estos sitios arqueológicos.

Comentarios

Comentarios

Publicidad