Conoce Ciudad de México de la mano de Hoteles Misión a bordo del Turibus

0
1006
Publicidad

La Ciudad de México es tan grande, que es casi imposible recorrerla en un solo un fin de semana, por lo que los viajeros, frecuentemente, recorremos solo una parte del mapa en cada una de nuestras visitas. Sin embargo, desde hace 15 años, existe MiEscape y sus submarcas: Turibus, Triluchas y Turipirámides, del grupo ADO, una de las mejores opciones para los viajeros que quieren vivir la ciudad, pero que tienen poco tiempo, viajan con personas mayores o con capacidades diferentes, o que temen perderse en el complejo (e inseguro) sistema de transporte público de la ciudad.

TURISMO5

Turibus: Centro Histórico

El turibus tradicional es un autobús rojo, panorámico, de dos pisos, con la ruta más visitada de la CDMX: El Centro Histórico. Arquitectura, cultura, historia y gastronomía están presentes en las 19 paradas del circuito, mismas en las que puedes subirte y bajarte todo el día con el mismo boleto. Podrás tener WiFi a bordo y una audioguía en 8 idiomas y audio especial para niños.

La opción más adecuada es tomar el Turibus en el Ángel de la Independencia, con dirección al Centro Histórico, descender en el Zócalo capitalino, y visitar el Museo del Templo Mayor, Palacio Nacional (donde podrás apreciar los murales de Diego Rivera), y la Catedral Metropolitana, dónde con podrás visitar los campanarios ubicados a más de 50 metros de altura, con campanas de hasta dos toneladas.

Luego, podrás caminar por la famosa Calle de Tacuba o Madero hacia el Museo Nacional de Arte, el Palacio de Bellas Artes y la Alameda Central. Después de la comida, podrás dirigirte hacia el Museo Nacional de Antropología e Historia y visitar el imponente Castillo de Chapultepec.

Turiluchas: A 2 de 3 caídas…

Martes, viernes y sábado, son los días que Turibus pone a disposición de los turistas el famoso Turiluchas, un tour de casi 4 horas que, luego de subir en Reforma 222, te lleva hasta la Arena México o la Arena Coliseo.

En el trayecto, luchadores rudos y técnicos conviven con los pasajeros a manera de ‘animadores’, respondiendo preguntas y ofreciendo datos interesantes. Además de obsequiarte una máscara de luchador, es impresionante cómo a esta hora la ciudad va cobrando su vida nocturna y los edificios y monumentos se iluminan.

Una vez dentro de la arena, cuyo acceso está ya incluido en el costo del tour, sucede la transformación que Carlos Monsiváis describió como aquella donde los espectadores, y no los luchadores, se convierten en actores que, ahí dentro, son violentos, arrojados, decididos y malhablados: “Hay un contagio colectivo que vuelve a toda la arena una sola persona, tan agresiva como jamás se concibe”.

Circuito Sur: Sabor de provincia y antaño

Con 18 estaciones, el Circuito Sur se distingue por ofrecer al turista un viaje por los barrios más bohemios de la ciudad. Se incluyen lugares emblemáticos como Ciudad Universitaria y sus murales, el Estadio Olímpico Universitario, los viveros y centro de Coyoacán y, por supuesto el Museo de Frida Kahlo.

El barrio de Coyoacán, o lugar de los coyotes, es uno de los más festivos de la CDMX, especialmente los fines de semana. A un lado del quiosco, se encuentra el templo de San Juan Bautista, y frente a este, la famosa fuente de los Coyotes. En el mimo centro está ubicado el mercado, donde podrás comer decenas de antojitos mexicanos y comprar artesanías. El café jarocho y los churros son imperdibles.

Para los fans de Frida, su eterno refugio, la Casa Azul, está a no más de 10 minutos, siendo uno de los recintos culturales más visitados de México. La casa, ya de por sí famosa por ser donde vivieron Diego y Frida, ha albergado también a Chavela Vargas, André Breton y León Trosky, entre otros; contiene algunas de las obras más icónicas de Frida, como su primer autorretrato.

También en el sur, se encuentran las casas gemelas para Diego y Frida, diseñadas en 1931 por Juan O´Gorman,  que habitaron en 1932 luego de su llegada de Estados Unidos. Aunque Frida regresó a la Casa Azul, Diego habitó esta casa-estudio hasta su fallecimiento en 1957, y fue aquí donde realizó la mayor parte de sus obras (alrededor de 3 mil piezas).

Teotihua

Tour Pirámides: Zona arqueológica de Teotihuacán

Todos los días, a las 8:30 de mañana, en el Auditorio Nacional, comienza el tour de un día por las pirámides de Teotihuacán. Este recorrido de 8 horas, incluye una visita previa a la Basílica de Guadalupe, entrada a las pirámides, comida buffet y una visita a un taller de artesanías. Teotihuacán, con 264 hectáreas, concentra complejos de edificios monumentales como La Ciudadela, el Templo de la Serpiente Emplumada, la Calzada de los Muertos y, por supuesto, las pirámides del Sol y la Luna.

 Hospédate en Misión: El arte de la hospitalidad

Aunque existen cientos de opciones para hospedarte en la Ciudad de México, como siempre, la mejor opción es hospedarte con los expertos en el arte de la hospitalidad, que cuentan con dos hoteles en CDMX: Misión Express Zona Rosa y Misión Toreo-Centro de Convenciones. La cercanía de la Zona Rosa con centros comerciales, oficinas, museos y el Centro Histórico, hacen de Misión Express Zona Rosa, ubicado en la calle de Liverpool, una excelente opción para tus viajes de negocios o para disfrutar de la riqueza cultural de la ciudad. A unos pasos de Paseo de la Reforma, este hotel te espera con 50 habitaciones y servicios de primer nivel.  En cuanto al hospedaje en Misión Toreo – Centro de Convenciones, esta es una opción excelente a tan solo 7 minutos del Centro de Convenciones Banamex, centros comerciales y el Hipódromo de las Américas. Por supuesto, tiene un fácil acceso a importantes destinos turísticos como el bosque de Chapultepec y el Auditorio Nacional.

Comentarios

Comentarios

Publicidad