Tabasco se pinta de rosa para recibir la primavera

0
378
Publicidad

Tabasco no sólo es buena gastronomía, cultura y turismo de aventura, también obsequia a sus visitantes maravillosos paisajes.

En Tabasco existe el árbol de Macuili endémico de la región, y que florea en primavera con un rosa intenso, pero tras unas horas de haber deslumbrado con su color, las flores empiezan a des pigmentarse para inmediatamente caer al suelo y formar una bella alfombra que corona el verdor de la exuberante vegetación tabasqueña.

Es de esta manera como Tabasco, “el Edén de México” recibe la primavera. Los árboles de Macuili visten majestuosamente el paisaje y son visibles desde la carretera, dando la ilusión de encontrarse en un jardín japonés. Asimismo, llaman la atención decenas de árboles amarillos, son los Guayacanes que también florean justo en esta estación del año.

El árbol de Macuili es considerado como una de las especies sobrevivientes de la tala masiva que, en tan sólo cuatro décadas acabó con el 95 por ciento de las selvas medianas y bajas de Tabasco, el Macuili con su prodigiosa belleza hoy se ha convertido en una de las especies tropicales más empleadas en la reforestación de las ciudades no sólo por su hermosura sino también por la buena relación que guarda con el entorno urbano.

Una vez que concluye su etapa de floración, empiezan aparecer sus frutos en forma de vainas cilíndricas de 20 a 40 centímetros de largo, que en un principio son verdes y posteriormente se tornan negros y dehiscentes al madurar, por lo que sus semillas son sumamente delgadas, aladas, las cuales son dispersadas por los vientos que anuncian el fin de la primavera y el inicio del verano.

Por ésta y muchas más razones, ¡no dejes de visitar Tabasco, “el Edén de México”!

Comentarios

Comentarios

Publicidad